Paella Valenciana: porqué vale la pena esperar por una de verdad

Alguna vez, habéis venido a comer, y habéis pedido una paella valenciana y os hemos tenido que decir que no era posible, que sólo las hacemos por encargo (24-48H), y la verdad es que nos da mucha rabia.

Trucos, e ingredientes aceptados hay muchos (más trucos que ingredientes extra, la verdad sea dicha), pero en lo que todos debemos coincidir, es en que el proceso es lento.

El buque insignia de la gastronomía valenciana es la Paella Valenciana, esa que muchos se empeñan en destrozar por todo el mundo, poniéndole gambas, guisantes, chorizo o gambas, y a veces todo eso junto.

Paella Valenciana en Al Grano

Paella Valenciana en Al Grano

El plato en sí es mucho más simple, y todos lo conocemos: pollo, conejo, verdura, arroz, aceite, sal y una buena dosis de paciencia. “Cada maestrillo tiene su librillo…”. Que si yo sofrío las alcachofas y luego las saco para que no se haga negro el arroz, si le pongo colorante, azafrán, o caracoles, a otros les gusta con pato y con habitas…

Y por supuesto, en todas las casas en torno al proceso de nuestra paella valenciana, está el típico amigo/a, cuñado/a o listillo/a de turno, que hace sus aportaciones como: te falta sal, pon más arroz o haces corto de caldo, entre otros buenos consejos, pero al fin y al cabo, todo eso forma parte de nuestra paella.

Trucos, e ingredientes aceptados hay muchos (más trucos que ingredientes extra, la verdad sea dicha), pero en lo que todos debemos coincidir, es en que el proceso es lento.

No basta con freír rápido y a la vez todos los ingredientes y hervirlos con el arroz (la prisa es el peor de los males), todo eso lleva un proceso, y el proceso hay que respetarlo.

Somos incapaces de hacer una buena paella en menos de una hora. Aunque tengas la ayuda de un buen fondo de caldo de pollo, hay que sofreír todos los ingredientes con calma y dejarlos hervir un rato. Ese rato y lo que tarda el arroz en hacerse, es siempre de unos 40 minutos, a lo que hay que sumar el tiempo que tardamos en hacer el sofrito como nos han enseñado en casa, a fuego lento, sin prisa y moviendo de vez en cuando lo que tenemos en la paella (paella como recipiente en la que hacemos el arroz; en Madrid paellera).

Es por ello, que no queremos ofrecer ningún arroz que no nos recuerde a los sabores tradicionales con los que hemos ido creciendo, esos que evocan recuerdos y que te hacen pasar grandes momentos en familia o con amigos rodeando una buena paella.

Si quieres venir a comprobar que lo que te hemos contado sobre nuestra paella valenciana es verdad, sólo tienes que reservar tu mesa en rte.algrano@gmail.com, a través de la web o llamando al 96.1323233.

INGREDIENTES

Pollo (700 grs. Unos 8 o 10 trozos medianos)
Conejo (300 grs. Unos 4 o 6 trozos medianos.)
Una cucharada de pimentón rojo dulce molido.
Tomate natural triturado/rallado.
Hebras de azafrán al gusto o en su lugar una cucharadita de café de colorante alimentario
Ferraura, rotjet o judía verde ancha (400 grs.).
Garrofón (100 grs.)
Judía blanca o tabella (100 grs.).
Agua
Aceite de oliva virgen (15 cl. o 150 grs.)
Arroz (320 grs.)
Sal

VARIANTES ACEPTADAS

En temporada, habitas o alcachofas, pato o caracoles